Utopías

94b1263559a132c93b8657619407d290

 

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que el mundo se quedó sin utopías.

Cómo voy a creer
que la esperanza es un olvido
o que el placer una tristeza.

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que el universo es una ruina
aunque lo sea
o que la muerte es el silencio
aunque lo sea.

Cómo voy a creer
que el horizonte es la frontera
que el mar es nadie
que la noche es nada.

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que tu cuerpo mengana
no es algo más de lo que palpo
o que tu amor
ese remoto amor que me destinas
no es el desnudo de tus ojos
la parsimonia de tus manos
cómo voy a creer, mengana austral
que sos tan sólo lo que miro
acaricio o penetro.

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que la utopía ya no existe
si vos, mengana dulce
osada, eterna
si vos, sos mi utopía.

.

Mario Benedetti

Ilustración: Amanda Chung
Anuncios
Etiquetado , , , , , , , , , , , , ,

8 pensamientos en “Utopías

  1. Néstor dice:

    Preciosa poesía de Mario Benedetti; creer en la utopía es intuir que hay un futuro mejor por vivir, gracias por publicarla

    Le gusta a 1 persona

  2. Precioso, gracias por compartir

    Le gusta a 1 persona

  3. Hace unos días leí Cotidianas. Todavía siento que todo la humedad de mi boca se muda a mis ojos, cuando releo este poema:

    A Roque

    Llegaste temprano al buen humor
    al amor cantado
    al amor decantado

    llegaste temprano
    al ron fraterno
    a las revoluciones

    cada vez que te arrancaban del mundo
    no había calabozo que te viniera bien
    asomabas el alma por entre los barrotes
    y no bien los barrotes se afojaban turbados
    aprovechabas para librar el cuerpo

    usabas la metáfora ganzúa
    para abrir los cerrojos y los odios
    con la urgencia inconsolable de quien quiere
    regresar al asombro de los libres

    le tenías ojeriza a lo prohibido
    a las desgarraduras para ínfula y orquesta
    al dedo admonitorio de algún colega exento
    algún apócrito buen samaritano
    que desde europa te quería enseñar
    a ser un buen latinoamericano

    le tenías ojeriza a la pureza
    porque sabías cómo somos de impuros
    cómo mezclamos sueños y vigilia
    cómo nos pesan la razón y el riesgo

    por suerte eras impuro
    evadido de cárceles y cepos
    no de responsabilidades y otros goces
    impuro como un poeta
    que eso eras
    además de tantas otras cosas

    ahora recorro tramo a tramo
    nuestros muchos acuerdos
    y también nuestros pocos desacuerdos
    y siento que nos quedan diálogos inconclusos
    recícrocas preguntas nunca dichas
    malentendidos y bienentendidos
    que no podremos barajar de nuevo

    pero todo vuelve a adquirir su sentido
    si recuerdo tus ojos de muchacho
    que eran casi un abrazo casi un dogma

    el hecho es que llegaste
    temprano al buen humor
    al amor cantando
    al amor decantado
    al ron fraterno
    a las revoluciones
    pero sobre todo llegaste temprano
    demasiado temprano
    a una muerte que no era la tuya
    y que a esta altura no sabrá que hacer
    con
    tanta
    vida.

    ¡Saludos!

    Le gusta a 1 persona

  4. Anónimo dice:

    Adoro ese poema y es bueno encontralo de vez en vez en alguna parte. Un beso

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: