Archivo de la etiqueta: mario benedetti

El poder de sonreir

IMG_25111918565168

A todos se nos dio el mismo poder se sonreír. Pero que diferencia abismal la de tu sonrisa con la del resto: inocente, impenetrable, irónica, pura, siempre inteligente.

Que bonita casualidad aquella de reencontrarnos en el camino. Fue entonces cuando entendí que la vida me guiñaba, diciéndome: – Laura, la vida es risa, solo has tenido un pequeño lapsus donde lo has tenido que olvidar -.

No solo es tu sonrisa, ni tu risa. Es tu mirada y tu alegría. Es tu luz, que proyectas sin descanso.

Me propongo cada día aprender de ti aprovechando aquel generoso guiño que no se da muy a menudo. Me lo propongo sin ningún éxito porque tardo muy poco en darme cuenta de que estás muy lejos, muy por encima de tantas cosas…

Crecer juntos, no solo en años, sino en experiencias es una aventura en la que nunca pondría a nadie en tu lugar.

Toma de la vida todo lo que te de porque tú ya le das bastante.

“Hagamos un trato. Cuando sientas tu herida sangrar, cuando sientas tu voz sollozar. Cuenta conmigo.”

Mario Benedetti

Anuncios
Etiquetado , , , , , ,

Utopías

94b1263559a132c93b8657619407d290

 

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que el mundo se quedó sin utopías.

Cómo voy a creer
que la esperanza es un olvido
o que el placer una tristeza.

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que el universo es una ruina
aunque lo sea
o que la muerte es el silencio
aunque lo sea.

Cómo voy a creer
que el horizonte es la frontera
que el mar es nadie
que la noche es nada.

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que tu cuerpo mengana
no es algo más de lo que palpo
o que tu amor
ese remoto amor que me destinas
no es el desnudo de tus ojos
la parsimonia de tus manos
cómo voy a creer, mengana austral
que sos tan sólo lo que miro
acaricio o penetro.

Cómo voy a creer, dijo el fulano
que la utopía ya no existe
si vos, mengana dulce
osada, eterna
si vos, sos mi utopía.

.

Mario Benedetti

Ilustración: Amanda Chung
Etiquetado , , , , , , , , , , , , ,

Sueldo

dinero

Aquella esperanza que cabía en un dedal,
aquella alta vereda junto al barro,
aquel ir y venir del sueño,
aquel horóscopo de un larguísimo viaje
y el larguísimo viaje con adioses y gente
y países de nieve y corazones
donde cada kilómetro es un cielo distinto,
aquella confianza desde nos cuándo,
aquel juramento hasta nos dónde,
aquella cruzado hacia nos qué,
ese aquel que uno hubiera podido ser
con otro ritmo y alguna lotería,
en fin, para decirlo de una vez por todas,
aquella esperanza que cabía en un dedal
evidentemente no cabe en este sobre
con sucios papeles de tantas manos sucias
que me pagan, el lógico, en cada veintinueve
por tener los libros rubricados al día
y dejar que la vida transcurra,
gotee simplemente
como un aceite rancio.

.

Mario Benedetti

Etiquetado , , , , , , , , , , ,

Tasalomanía

64924956ba69e35f4df7c20c66aa520c

 

“Así, con la playa vacía, las olas se vuelven imponentes, son ellas solas las que gobiernan el paisaje. En ese sentido me reconozco lamentablemente dócil, maleable. Veo ese mar implacable y desolado, tan orgulloso de su espuma y de su coraje, apenas mancillado por gaviotas ingenuas, casi irreales y de inmediato me refugio en una irresponsable admiración.”

La tregua

Mario Benedetii

 

Etiquetado , , , , , , , ,
Anuncios